top of page
  • Foto del escritorareynosorosa

Juan Orlando Hernández, culpable de narcotráfico



El expresidente Juan Orlando Hernández fue declarado culpable de narcotráfico por un jurado en la Corte del Distrito Sur de Nueva York. En las próximas semanas conocerá su sentencia.


Nueva York, Estados Unidos.

El ex presidente hondureño Juan Orlando Hernández fue declarado culpable de narcotráfico luego de 13 días de juicio en la Corte del Distrito Sur de Nueva York, Estados Unidos.

Subirse al estrado y declarar no fue suficiente para ‘JOH’, pues, por unanimidad de votos, los 12 ciudadanos neoyorquinos que conformaban el jurado dijeron que él sí cometió los tres delitos que le imputó la Fiscalía.

Con una pena mínima de 10 años por cada cargo, el juez Kevin Castel está obligado a sentenciar a Juan Orlando a, por lo menos, pasar tres décadas en la cárcel, aunque los fiscales solicitarán el castigo máximo para él: cadena perpetua.

Para lograr su cometido, el Gobierno de EE.UU., representado por la Fiscalía, utilizó como carga probatoria los testimonios de los narcos o exnarcos que han declarado a cambio de reducción de su sentencia o visado para vivir en el país norteamericano.

Entre los testigos de Fiscalía estuvieron Fabio Lobo, hijo del expresidente Porfirio Lobo Sosa, Alexander Ardón, ex alcalde nacionalista de El Paraíso, Copán, Devis Leonel Maradiaga, exlíder del cártel de Los Cachiros, Mario Mejía Vargas, exmiembro de la Policía Nacional y Murillo Monroy, exmiembro del cártel de Sinaloa.

La defensa, conformada por Raymond Colon, Renato Stabile y Sabrina Shroff, intentó convencer al jurado de que los capos que testificaron contra ‘JOH’ mintieron descaradamente para rebajar sus condenas y obtener otros beneficios.

Los abogados del expresidente insistieron, cada vez que tuvieron la oportunidad, que JOH persiguió y extraditó a peligrosos criminales hondureños, además de impulsar leyes para incautarles sus bienes, y que por eso ellos intentaron vengarse de él.

En un inicio, Juan Orlando Hernández iba a ser enjuiciado junto a Juan Carlos “El Tigre” Bonilla, exdirector de la Policía Nacional de Honduras, y Mauricio Hernández, ex oficial de la Policía, quienes también fueron acusados de narcotráfico, pero se declararon culpables pocos días antes de iniciar el juicio.

Juan Orlando Hernández fue el décimo presidente de Honduras, desde la constitución de 1982. Su carrera política comenzó en 1998, cuando fue elegido como diputado por el departamento de Lempira para representarlos en el Congreso Nacional de Honduras.

Fue reelecto en varias ocasiones y llegó a ser el presidente del Congreso entre 2010 y 2013. En 2013, ganó las elecciones presidenciales por el Partido Nacional de Honduras y asumió la presidencia el 27 de enero de 2014.

En 2017, se postuló para la reelección, pese a la controversia constitucional, y fue declarado ganador por el Tribunal Supremo Electoral, en medio de denuncias de fraude y protestas de la oposición.

Su segundo mandato terminó el 27 de enero de 2022, tras entregar el poder a Xiomara Castro, la primera mujer presidenta de Honduras. Durante sus mandatos, que se extendió por dos períodos consecutivos, se presentó como un líder firme y decidido a combatir el narcotráfico y la corrupción.

Sin embargo, su imagen se vio seriamente afectada por las acusaciones de fraude electoral, violación de la constitución, represión de las protestas sociales y vínculos con el crimen organizado.

Su hermano, Juan Antonio Hernández, fue condenado a cadena perpetua en Estados Unidos por narcotráfico, y el propio Juan Orlando Hernández fue señalado como co-conspirador y solicitado en extradición por la justicia estadounidense.

El 15 de febrero de 2022, Hernández fue detenido por la Policía Nacional de Honduras, en coordinación con la DEA de Estados Unidos, que lo solicitó por cargos de narcotráfico y posesión de armas.

Cargo I detallado: conspiración para importar sustancia controlada a los Estados Unidos desde un lugar fuera del mismo, así como fabricar y distribuir una sustancia controlada con la intención y el conocimiento que dicha sustancia sería importada ilegalmente a ese país. De igual manera, fabricar, distribuir y poseer con la intención y distribuir una sustancia controlada a bordo de una aeronave registrada en los Estados Unidos.

Cargo II detallado: usar o portar armas de fuego, ayudar e instigar al uso y el porte y la posesión de armas de fuego, a saber: ametralladoras y dispositivos destructivos durante y en relación con, o poseer armas de fuego, incluidas las ametralladoras y los dispositivos destructivos en apoyo de la conspiración de importación de narcóticos de la que se le señala en el cargo uno de la acusación de reemplazo y ayudar e instigar a la misma.

Cargo III detallado: conspiración para usar o portar armas de fuego incluyendo ametralladoras y dispositivos destructivos, durante y en relación con, o poseer armas de fuego incluyendo ametralladoras y dispositivos destructivos, en apoyo de la conspiración de importación de narcóticos.

El 17 de marzo de 2022, un juez de la Corte Suprema de Justicia de Honduras aprobó su extradición, tras rechazar un recurso de amparo presentado por su defensa.

El 21 de abril de 2022, Hernández fue entregado a agentes de la DEA y trasladado en un helicóptero al aeropuerto de Tegucigalpa, desde donde viajó a Estados Unidos bajo custodia.

En un principio el juicio en su contra fue programado para el 18 de septiembre de 2022. Luego de varios aplazamientos, la fecha del inicio de su juicio fue pactada para el 20 de febrero del 2024.

Fuente: laprensa.hn

3 visualizaciones0 comentarios

Yorumlar


bottom of page