top of page
  • Foto del escritorareynosorosa

“All Quiet On the Western Front” y “Argentina, 1985” en la lucha por el Óscar


Los Ángeles (EE.UU.)

“All Quiet On the Western Front”, de Alemania, y “Argentina, 1985”, de Argentina, se perfilan como las dos cintas favoritas al Óscar en la categoría de mejor película internacional en la 95ª edición de los premios, pero los filmes de Polonia, Irlanda y Bélgica lucharán por darle un giro a las predicciones.

El Globo de Oro y el premio Goya que se llevó la película de Santiago Mitre, protagonizada por Ricardo Darín, perfiló al filme “Argentina, 1985” como la posible ganadora de la categoría internacional de la gala de los premios más populares de la industria cinematográfica.

El drama legal basado en el exitoso juicio contra los militares de la violenta dictadura argentina (1976-1983), responsables de atrocidades y violaciones de los derechos humanos, ha tenido una calurosa acogida por el público y la crítica desde su estreno en el Festival Internacional de Cine de Venecia.

Sin embargo, las nueve nominaciones a los Óscar que recibió en enero la película alemana de Edward Berger, así como su reciente triunfo en los premios BAFTA, inclinó la balanza hacia el filme de guerra dejándolo como el contrincante más duro de la lista.

Fotograma cedido por Netflix donde aparece Felix Kammerer como Paul Bäumer, durante una escena de la película “All Quiet on the Western Front”.


En los BAFTA, “All Quiet On the Western Front” obtuvo siete galardones: mejor película, mejor dirección, mejor guion adaptado, mejor película de habla no inglesa, mejor fotografía, mejor banda sonora original y mejor sonido.

La cinta se encuentra nominada a los Óscar en estas mismas categorías, exceptuando la de dirección, y suma dos menciones más en los apartados de mejor maquillaje y mejores efectos visuales.

Mitre y Darín fueron ovacionados en la Mostra de Venecia después de presentar la película que sigue a los fiscales Julio Strassera y Luis Moreno Ocampo en su pugna por conseguir justicia para las víctimas de la dictadura.

Lo que pensaban que podría quedarse en una anécdota local, conectó con cientos de personas en el mundo y se convirtió para sus creadores en un estandarte por la lucha de la democracia frente al aumento de regímenes autoritarios.

Por su parte, el filme de Berger, basado en la novela homónima de Erich Maria Remarque, cuenta las atrocidades de la Primera Guerra Mundial (1914-1918). Es la tercera vez que el libro de Remarque se traslada a la gran pantalla.

La primera adaptación, de 1929, logró dos premios Óscar en las categorías de mejor película y mejor dirección por el trabajo de Lewis Milestone.

Sin hacer divisiones entre buenos y malos, la historia sigue de cerca la brutal decepción que un joven experimenta en el campo de guerra tras haber estado ilusionado por ser parte de la lucha por su país.


Rompiendo roles

Si bien muchos indicios apuntan al triunfo de las cintas mencionadas, el filme “Close”, de Lukas Dhont, podría cambiar el rumbo de las predicciones.

Fue una de las favoritas del Festival de Cannes al recibir el “Grand Prix”, el segundo premio más reputado del encuentro, y triunfó en los festivales de Chicago, Sídney y Bélgica, entre otros.

La historia retrata el final de la amistad pura y amorosa de dos niños varones tras la llegada de la adolescencia y los prejuicios de la sociedad en torno a los roles de género.

Asimismo, la película polaca “EO”, también reconocida en Cannes con el premio del jurado y por su banda sonora, y también ganadora de los premios de la crítica de Nueva York y Los Ángeles, aspira al galardón.

La 95ª edición de los galardones de la Academia de Hollywood darán a conocer a los ganadores de sus todas categorías el 12 de marzo desde el Dolby Theatre de Los Ángeles (EE.UU.).


Fuente: EFE

0 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page